Veo una voz*

8 Mar

e17b8f7f4eebc08a695f8cb694d608f9                                                               

Retirado en la paz de estos desiertos
con pocos, pero doctos libros juntos,
vivo en conversación con los difuntos,
y escucho con mis ojos a los muertos.*

Exponer sonido es una actividad que podría considerarse como poco convencional. Por primera vez se ha llevado a cabo una puesta en escena del arte sonoro en España desde 1961 a 2016; ha sido en la Fundación Juan March con una exposición magistral que además de mostrar el trabajo de 162 artistas tiene, seguro que buscado, un objetivo didáctico. Pues poco sabemos en nuestro país de los sonidos no musicales concebidos como arte y la exposición salda esta deuda histórica.

Escuchar con los ojos (de ahí la cita poética que da comienzo a este post y que podía leerse en la entrada de la muestra) ha sido el acertado título que han elegido los comisarios para nombrar esta necesaria experiencia estética y formativa ya clausurada: www.march.es/arte/madrid/exposiciones/arte-sonoro/?l=1.

20170307_082507

Los catálogos de las exposiciones de arte sonoro van acompañados de reproductores electrónicos con los sonidos expuestos. Este de Escuchar con los ojos lleva un reproductor de MP3 en forma de minicasete.

Podríamos considerarlos como hijos de John Cage o nietos de la Segunda Escuela de Viena, pero también herederos del dadaísmo, del futurismo y de las vanguardias artísticas y musicales del siglo XX. Desde luego, todos los artistas cuyas prácticas se relacionan con el sonido han ido un paso más allá de la mera composición, pues lo que realizan no son solamente ondas sonoras sino, en gran parte, los artefactos que las generan; así como la instalación o la forma de exponerse.

this-is-a-voice-at-the-wellcome-collection_this-is-a-voice-at-the-wellcome-collection_8db76c0f2d8fa89f950fff1fbab48f88

Hace unos meses citamos aquí otra exposición de arte sonoro en Londres, This is a voice, que ocupó las salas de la Wellcome Collection el año pasado: https://wellcomecollection.org/thisisavoice. En ella se podían oír/ver obras de creadores contemporáneos y músicos considerados como poco convencionales: Matthew Herbert, Laurie Anderson, Joan La Barbara, Meredith Monk, Emma Smithy y Gregory Whitehead entre otros. En este caso fue la voz y sus incontables posibilidades sónicas y escénicas la protagonista de toda la exposición.

sb_entry

Entrada a la expo Sonic Boom: “Offering a soundscape for the imagination”.

En el año 2000, y también en Londres, en la Hayward Gallery, el músico, investigador, profesor, escritor y líder de The Flying Lizards David Toop comisarió la que ha sido considerada como la más atrevida exposición que se ha realizado hasta ahora: The Sonic Boom: The Art of Sound. Post-rave, post-minimalismo, post-ambient, post-noise y todos los post imaginables se dieron cita en forma de objetos artísticos, proyecciones o audiciones. Sin embargo, Sonic Boom cuestionaba, según Toop, toda progresión lógica que dicta el racionalismo.

20170307_082610

Catálogo de La exposición invisible.

Hubo otra muestra de arte sonoro organizada por el Marco de Vigo y el Centro José Guerrero de Granada en 2006: La exposición invisible. En ella se mostraban piezas sónicas de artistas, indiscutiblemente consolidados en los circuitos internacionales, que en algún momento de sus trayectorias han realizado obras de arte sonoro o que se dedican exclusivamente a ellas. 

Estas cuatro referencias, y muchas otras más, somatizan la vitalidad y viralidad de la corriente expositiva del sonido y, sobre todo, certifican claramente que después de cien años éste sigue siendo parte importante de la creación artística contemporánea.

*El título lo he tomado prestado de Oliver Sacks.

*Primeros versos de Desde la torre de Francisco de Quevedo.

Anuncios

2 comentarios to “Veo una voz*”

  1. iago lópez marzo 8, 2017 a 2:47 pm #

    Muy interesante! Soy muy fan de los recopilatorios “ambient” de David Toop (sobre todo “Ocean of Sound”, que sale de un libro genial; y “Sugar and Poison”, su particular visión del soul moderno). Y me han encantado los versos con que abres el post. No los conocía.

    Le gusta a 1 persona

  2. luisoj marzo 8, 2017 a 3:41 pm #

    Quevedo no falla (este arranque de Desde la torre es muy mejicano) y Ocean of Sound es un libro de lectura obligatoria.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: