Fuera de aquí

21 Abr

20120130_223859

Después de Artistas sin obra de Jean-Yves Jouannais le he hincado el diente a Fuera de aquí, una entrevista/conversación de André Gabastou a Enrique Vila-Matas. Este libro es un intento de iluminación de la obra del escritor español realizado conjuntamente con su traductor al francés.

Aquí se reflejan las afecciones literarias del autor, su “cocina”, sus manías. Incluye algunos textos no editados anteriormente en nuestro país y un montón de fotografías. Le sigo desde hace muchos años y cada libro nuevo de él me iba sorprendiendo más que el anterior. Fui ferviente lector suyo hasta que Dublinesca me pareció que no estaba a la altura. No tengo opinión sobre la novela posterior, Aire de Dylan, porque no la he leído. De memoria puedo nombrar los libros que me han atrapado durante dos décadas: Impostura, Nunca voy al cine, Hijos sin hijos, Recuerdos inventados, El mal de Montano, El viaje vertical, Lejos de Veracruz, Historia abreviada de la literatura portátil, Una casa para siempre, Suicidios ejemplares, Extraña forma de vida, París no se acaba nunca, Doctor Pasavento, y…, además de sus libros de ensayo o recopilaciones de artículos publicados en prensa. En fin: todos o casi todos. Parece que con el tiempo me he ido especializando en leer a Vila-Matas, puede que así sea.

Conocí a Enrique en 2002, dos años después de publicar Bartleby y compañia -“un pequeño dinosaurio” como él mismo lo llama-, quizá el libro que más reconocimiento ha tenido fuera de España. Aquí la crítica lo consideró un libro light: cada uno a lo suyo en este país ineficiente. Le conocí, digo, el mismo día que le concedieron el Nobel a Imre Kerstéz. Acabábamos de hablar del escritor húngaro y alguien nos sopló la noticia. Ni corto ni perezoso, Enrique saltó y gritando -era su época de sobreactuación, anterior a Exploradores del abismo y a su colapso físico- me dijo: “acabamos de mencionarle hace un momento, ¿verdad?”. Inmediatamente me pidió prestado el móvil para llamar a Paula de Parma, su mujer a la que siempre dedica sus libros, y bebimos otra copa (de) más. Este encuentro fue para mí muy oportuno y bastante especial, pues yo vivía dulcemente sumido en su literatura, por lo tanto estaba ante mi ídolo literario del momento, así que aproveché la ocasión para entrevistarle. Si estáis interesados podéis verla en este enlace: https://luisordon.wordpress.com/2013/05/09/enrique-vila-matas/.

Hace un par de semanas acabé con su última ¿novela?: Kassel no invita a la lógica, de la cual han escrito todos los críticos literarios y artísticos del continente con tardía reverencia a su escritura, quizá por eso no he subido ningún post sobre ella. Volviendo a Fuera de aquí, lo recomiendo si de verdad sois seguidores de Enrique, de lo contrario podéis ahorrároslo. Creo que con Vila-Matas o te echas en sus brazos o le dices no te leo. Yo seguiré leyéndole.

Anuncios

2 comentarios to “Fuera de aquí”

  1. Sanz Irles abril 22, 2014 a 11:19 am #

    Buen post, Luis. Y sobre Vila-Matas y si me gusta o no me gusta: me lo estoy pensando (y ya llevo un tiempo con el deshoje de la margarita). Seguiré pensándomelo.

    Me gusta

  2. luisoj abril 22, 2014 a 11:38 am #

    Piénsatelo, pero cuidado porque si comienzas a leerle correrás el riesgo de sucumbir a su escritura. Una escritura que se vale del conocimiento literario y la fijación más acerada.
    Mientras tanto te recomiendo que veas la entrevista que le hice: https://luisordon.wordpress.com/2013/05/09/enrique-vila-matas/
    Un abrazo y gracias por tus excelentes comentarios.

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: