La Biennale en el Arsenale

12 Jul

Campo_de_l'ArsenalEl Arsenale de Venecia es una serie de construcciones históricas datadas en el siglo XIV y, según cuenta la Wikipedia, Dante lo mencionaba en La Divina Comedia. Esta ciudad no pudo renunciar a construirlo pues su supervivencia le iba en ello. La Serenísima estaba obligada a hacerlo dado que era una superpotencia naval y comercial y, por tanto, un buen bocado de conquista. En estos edificios, en los que también se fabricaban armas además de barcos, se sitúan algunos pabellones de la Bienal que no caben en el Giardini, y otros espacios dedicados a artistas individuales y notorios comisariados.

Venezia-20130627-00066

Interior del Arsenale.

sherman-untitled-no92-1981-11_centerfold

Cindy Sherman.

La especialista en arte grotesco, Cindy Sherman -mi prima Cindy, como la llamó el fotógrafo Pablo Pérez Mínguez en un artículo periodístico-, ha sido una de mis artistas predilectas de los ochenta. La Sherman pertenece a aquella oleada de mujeres que golpeó con fuerza la dominante y machista línea de flotación del arte contemporáneo. Entre ellas, recuerdo a Barbara Kruger, Jenny Holzer, Sophie Calle y Rosemary Trockel, todas artistas integrales. Gracias a ese impulso femenino, del que tan necesitada estaba la escena artística, el papel de la mujer ha cobrado un poder insólito en los círculos creativos internacionales y, al fin, halla lugar en la historia del arte. Es esta la mejor manera de resarcir a tantas miles de mujeres que han quedado en los márgenes de la corriente principal, faltas de reconocimiento y receptoras del milenario desprecio de los artistas masculinos; cuando no quedaron inéditas o fueron engañadas y vilipendiadas por los marchantes, amantes o maridos, como en los casos paradigmáticos de María Blanchard y Sophie Taeuber-Arp.

Venezia-20130627-00061

Obra de Paul McCarthy comisariada por Cindy Shermann

Volviendo a Cindy, hay una sección en el Arsenale que se expone bajo su responsabilidad y salva, por los pelos, esta parte de la Biennale. Son artistas -parte de ellos desconocidos- que referencian su propia obra. Pero también se exponen algunos álbumes de su colección fotográfica, quizá sea de lo mejor que podamos ver allí.

Venezia-20130627-00056

Fotografías pertenecientes a la colección de Cindy Sherman. En ellas puede verse a un transformista que no dudó en fotografiarse (parece que) en los años 50 o 60.

Venezia-20130627-00052

Venezia-20130627-00051

La Iglesia Católica se adhiere por primera vez a la Bienal con un pabellón en el Arsenale que lleva el original nombre de Santa Sede y titula la exposición In Principio. La conforma una selección de su propia colección de arte contemporáneo que podría haberse quedado a buen recaudo en los sótanos del Vaticano. Pues es del todo insustancial, vacua y, por tanto, no aporta nada al visitante, sólo repetido cansancio y distancia. Las piezas expuestas bien podrían no estarlo y ese sustancioso dinero haberlo dedicado a la caridad, virtud teologal más que olvidada por la aristocracia eclesiástica.

Venezia-20130627-00050

La cosa es que no puedes dejar de preguntarte qué hace una institución tan arcaica en este lugar al que se le supone moderno. Ese esfuerzo por estar al día lo podría dirigir hacia otros asuntos, como el respeto a la mujer dentro y fuera de la Iglesia, el uso del condón, los matrimonios homosexuales y, por supuesto, a la persecución de la pederastia en su seno y en su santa sede, tal como resaltan las últimas noticias sobre el insaciable menoreo de los purpurados. Días después de publicar este post, la policía ha detenido en Cádiz, por las mismas razones, al director de un colegio concertado con la Iglesia (hasta el momento, 10 menores mancillados).

Venezia-20130627-00049

De entre la maraña artística y el tiempo desmedido que le dediqué a la Biennale, no hay momento comparable al que viví en un restaurante de la ciudad. Nada más llegar allí, entré al baño a lavarme las manos. Al salir veo a un hombre vestido de negro sentado en la esquina detrás de nuestra mesa. Le reconocí de inmediato. Y en ese momento aparecieron en mi cabeza todos sus libros y sus cubiertas una por una, sus personajes, las situaciones, la manera exacta de describir el mundo y los sentimientos que le incita. Y, por supuesto, fui consciente de todo lo que le debía por haberle leído. Esto lo pensé en apenas unos segundos, hasta que me senté. Pero cuando le vi levantarse de la mesa para abandonar el restaurante, aparté mi timidez de un manotazo y me dirigí a él para agradecerle su escritura. Cortés y educadamente me correspondió, lo hizo con las palabras exactas moviendo la cabeza con gratitud. Le felicité por su colaboración en la Bienal y le dije que lo leía en español, me contestó que estaba muy contento de sus traducciones en todos los idiomas y que en español le habían dicho que eran de las mejores. Pensé que para algo servía el Premio Nobel. Nos despedimos, y al momento el maitre me preguntó quién era, le dije que Coetzee. Como si le hubiera dicho mascarpone.

coetzee

El escritor sudáfricano Coetzee, que ha colaborado en la Bienal junto a la artista Berlinde De Bruyckere en el Pabellón de Bélgica.

Textos Coetzee Biennale

Libro-catálogo de la colaboración entre Coetzee y De Bruyckere en el Pabellón de Bélgica.

Para finalizar la entrega de estos post venecianos, publico unas fotos de los escaparates de tiendas cercanos al Arsenale. Con franqueza, creo que estos textos, sencillamente recortados en vinilo blanco -obra de Visual Public Service- son más chispeantes y menos pretenciosos que las sórdidas y pesadas masas de arte feo que ocupan los inagotables espacios de la exposición internacional.

Venezia-20130627-00070

Venezia-20130627-00075

Venezia-20130627-00077Venezia-20130627-00078

Anuncios

2 comentarios to “La Biennale en el Arsenale”

  1. Apreslamour julio 13, 2013 a 8:29 am #

    El aesenale acogió varias muestras de arte contemporáneo caribeño que tampoco sirvió para darle color a una bienal tan aburrida.

    Por otro lado,que te pareció el génesis de Robert Crumb?

    Me gusta

    • luisoj julio 13, 2013 a 12:26 pm #

      Bueno, la verdad es que me dejó frío porque ya lo conocía y no entendí porque estaba expuesto allí.
      Cómics en una bienal de arte ¿?

      Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: